Fantasmas


Hace unos días, mi amigo Javier me decía que debía volver a escribir,  que hacía tiempo que no lo hacía… Aquí estoy dispuesta a intentarlo…

ImagenVoy a escribir una historia de fantasmas… de los fantasmas que nos rodean y que son mucho más peligrosos que aquellos que vemos en el cine. Además dan más miedo…

El peor y más grande de todos los fantasmas, el que más me atemoriza es el de la pérdida de derechos, de esos que tantas décadas de esfuerzo y sacrificio costaron conseguir y que ahora con la excusa de esta estafa mal llamada crisis nos van quitando tan rápido que apenas nos damos cuenta.

El principal derecho en riesgo, aunque no el único, es el derecho a una Sanidad Pública de calidad. Cada día aparece una nueva noticia sobre privatización de hospitales, de cierre de centros de urgencias en los pueblos…

En nombre de una mal entendida austeridad recortan en salud, mientras inexplicablemente se presupuestan mil seiscientos millones de euros para celebrar unos juegos olímpicos u otras barbaridades por el estilo.

Yo siempre viví con austeridad, en mi casa nunca hubo posibles para muchas alegrías, soy hija de un obrero del campo, esos que según dicen se gastan el dinero del PER en el bar. Solo que entonces ni siquiera existía el PER. Desde niña me enseñaron que en épocas de escasez lo primero es valorar lo necesario y lo superfluo… primero vamos a poner la mesa… lo demás es secundario.

Sin embargo, hoy nos quitan la “comida” en forma de recortes: Educación, Sanidad, Dependencia… incluso Justicia. No recortan el derecho al trabajo con una reforma laboral injusta.

Mientras vemos como mientras un presidente de comunidad autónoma disfruta de áticos de lujo de más que dudosa procedencia, los ciudadanos son desahuciados. Mientras han cerrado el grifo del crédito a familias y pequeñas empresas, llenan las arcas de los bancos a nuestra costa y se inventan una amnistía fiscal para defraudadores, de la que presuntamente se ha beneficiado incluso el tesorero del partido que nos “gobierna”.

Nos piden paciencia, nos dicen que no hay más remedio. No es cierto, lo hay. Hay prioridades… y aquí han tomado partido… Fantasmas…

Anuncios

10 pensamientos en “Fantasmas

  1. Hola, Catalina. Regreso con placer a tu espacio digital, esta casa de letras en la que reflejarnos unos a otros en nuestras perplejidades.

    Lo de la austeridad, tomado como máxima política, suena a tongo y excusa. Si lo aplicamos a la vida de cada cual, pues eso, que ya sabe uno qué hacer y cómo recomponer las ruinas, sin que nos digan desde palacio que vivimos por encima de nuestra posibilidades o lo hicimos muy bien. Quien gobierna debe ser generoso, para eso le pagan, para maximizar felicidades, aunar rentas y consensuar voluntades. El resto, retórica para ingenuos, puro humo con el que disipar derechos y disensiones.

    Un abrazo. Buen fin de semana.

  2. Estamos rodeados de fantasmas, fantasmas del pasado que vuelven para recordarnos que todo lo que hemos conseguido a base de esfuerzos, de trabajo, de empeño y de ganas de salir adelante no nos pertenece; de un plumazo nos vemos de nuevo inmersos en la carrera del sálvase quién pueda. La honestidad cotiza a la baja y las perspectivas que nos quieren imponer son las de “esto es lo que hay” y cómo tu bien dices es todo una mentira construida sobre mentiras. Fantasmas que desde todos los rincones nos aullan y nos van acogotando.
    Hasta en los tiempos mas duros, de escasez y pobreza auténtica hemos sabido salir adelante, nuestros padres han sabido con toda su humildad sacar a sus hijos adelante y hoy por hoy con la generación mejor formada, educada, etc nos están diciendo que nuestros hijos no van a tener futuro, que volverán a ser sus esclavos y que hagamos lo que hagamos, pensemos lo que pensemos, no valemos más que lo que estos fantasmas en sus reuniones de zombies decidan.

  3. ¿Obrero del campo? ¿No sera campesino? En lineas generales encuentro hasta necesario el expresarse, como estoy de acuerdo con el mensaje. Solo que, quizas ser un poco mas objetivo, y no tan tendencioso, seria lo ideal. El objetivo, la meta a seguir.

    Saludos,

    PS: de verdad… obrero campesino.. si estuviera en twitter, lo marco como favorito…

  4. Catalina…muy social el relato. Me ha gustado mucho; es una buena forma de expresar lo que está pasando. Que no nos quieran asustar con fantasmas que ya sabemos quienes son y dan asco más que miedo, aunque también.
    Un placer.
    Pepe Frutos

  5. Analizando detenidamente la situación a la que nos estan llevando aparecen incluso fantasmas amenazando los pilares básicos de la democracia, y esos si que dan miedo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s